Sobre la comodidad y la lealtad a la causa

Un tipo tirado en un sillón, viendo la T.V.
La comodidad, ese vicio tan indolente e indoloro…

Uno odia a los comunistas, ¿verdad? O por lo menos no los quiere ver cerca, o no concuerda con ellos en nada.

En los dos primeros casos, uno reacciona de esa manera por que sabe bien a donde llevan los ideales comunistas, (y para el que no sabe, llevan hacia un mundo y gobierno horribles).

Pero hay algo que se puede aprender (y que debemos aprender) de los comunistas, y de los izquierdistas en general.

Leer más “Sobre la comodidad y la lealtad a la causa”